jueves, 23 de octubre de 2008

Cecilia Medinilla

Utilidad y Significado


El diseño ha sufrido diversas transformaciones a lo largo de la historia, debido a que las interpretaciones, las necesidades y los objetos en sí, han ido cambiando, más sin embargo nuestra finalidad como diseñadores sigue siendo la misma: “ Crear objetos útiles que satisfagan las necesidades del usuario, facilitándole la vida y creando un vínculo entre el objeto y el usuario, independientemente de si queremos que nuestro producto sea o no atractivo estéticamente”.
Para entender mejor la manera en la que debemos diseñar rescaté los siguientes conceptos y herramientas de la lectura:

“La forma sigue a la función”. Esto nos habla de la función como el modo en que algo esta hecho y cómo la forma debe expresarse en su uso final. Esto nos lleva a los diseñadores a pensar en diseñar objetos que satisfagan las necesidades básicas del usuario integrándolos dentro de un todo, no sólo decorándolos o sólo cumpliendo una función.
“La utilidad”. Se define como la adecuación en el uso. Influyen en ella el modo en que funcionan las cosas y el grado en el que el diseño cumple los objetivos prácticos. Esto nos lleva a los diseñadores a pensar en que el diseñar un objeto no sólo debe de cumplir con satisfacer necesidades, sino que también debe de contar con la eficacia derivada de factores tecnológicos y materiales que le faciliten al usuario su interacción con el objeto.
“El significado”. Explica cómo las formas asumen la significación según el modo en que se utilizan, a menudo llegan a convertirse en símbolos o íconos en los patrones habituales. Es intrínseco y no depende de ninguna función específica. El significado que le den los usuarios al objeto que diseñamos va a depender de diversos factores tanto culturales, como económicos y sociales. Cada objeto puede tener uno o varios valores significativos para cada persona.
“Diseño Utilitario”. Su condición principal es el objeto diseñado debe de ejecutar o apoyar con mayor eficacia ciertas tareas. Si cumplimos realmente con ésta condición principal, el diseño de nuestros objetos será totalmente satisfactorio. Siempre debemos de buscar cómo facilitarle la vida al usuario por medio de un buen diseño, analizado y pensado para cumplir como tal.
“La diversidad de valores culturales”. Como diseñadores debemos siempre de tomar en cuenta al usuario y el entorno en el que se desenvuelve, debido a que dependiendo de los valores culturales que tenga cada persona va a reaccionar de una u otra forma ante el producto que le presentamos. La influencia de los valores culturales, manifiestos en las interpretaciones y significados de los objetos, se dan en cada persona y cada cultura de una manera distinta. Por ejemplo, Mc. Donald´s en China y Mc Donald´s México.



“Globalización”. Según Theodore Levitt, sus ideas de globalización se resumían en que las diferencias estaban disminuyendo y los productos estándar eran las herramientas de markerting del futuro en todo el planeta. Creo que pensar en que todo será un producto estandarizado es exagerar, mas sin embargo debemos de darnos cuenta de la manera en que la globalización está afectando los valores y significados culturales de todo el mundo. Adoptar la uniformidad en el diseño global como base para encontrar



soluciones puede crear nuevos problemas, mientras que un poco de reflexión previa asegurará una adaptación adecuada a las condiciones locales.
“ Interpretación”. Un significado puede llegar mucho más allá de lo que los diseñadores o fabricantes habían contemplado y esto tiene que ver con la forma de ser como individuo de cada usuario. Un objeto podrá ser interpretado de distintas maneras según la conveniencia del usuario, pues aunque nosotros diseñemos un cubo rojo que representa para nosotros el amor para muchos puede representar odio, miedo, etc.

En conclusión:

Como diseñadores debemos integrar todos éstos conceptos dentro de el diseño de un bien o servicio porque sólo así llegaremos a satisfacer las necesidades de nuestro usuario. Lo primero que tenemos que hacer es conocer completamente al usuario al que nos vamos a dirigir, su entorno sus necesidades, etc. Así como también debemos de lograr la integridad de función, significado, forma y utilidad en todos y cada uno de nuestros diseños.
Para mí y como conclusión más importante digo que “ Conocer es la base de todo buen diseño”. Entre más conozcas a tu usuario y la manera en la que puedes satisfacerlo mejor podrás lograr crear un producto bien diseñado que logre satisfacer ésas necesidades.

No hay comentarios: